El estrés laboral es uno de los 10 principales problemas de salud relacionados con el trabajo. Condiciones de trabajo pobres, exceso de responsabilidades, exigencia extrema y baja tolerancia a la frustración, son algunas de las causas que lo producen. Dentro de las consecuencias que provoca destacan lesionesdepresiónviolencia y suicidio. De acuerdo con una investigación realizada por la compañía Grant Thornton IBR, México es el séptimo país con más estrés laboral.

No todos enfrentamos la tensión en el trabajo de la misma forma. Aún cuando el puesto sea similar, hay factores que influyen para que la respuesta ante el estrés laboral sea diferente. Un estudio realizado en laUniversidad del Sur de California encontró que hombres y mujeres tienen reacciones distintas cuando están estresados. Mientras que los hombres tienen una mayor disposición para tomar riesgos, las mujeres se vuelven más conservadoras.

Otro análisis, llevado a cabo en la Universidad Estatal del Florida, concluyó que las personas que tienen mayor apoyo de su pareja enfrentan el estrés de una forma más positiva mostrando un 25% más de concentración en el trabajo, un 20% más en el nivel de satisfacción con respecto a sus labores y relaciones positivas con los compañeros de trabajo en un 33% más.

Algunos tips para manejar el estrés laboral:

Empieza por las cosas urgentes.

Así evitarás que te coma el tiempo y eso te provoque tensión.

Organiza tu jornada laboral con breves intervalos de descanso.

Tomar un café, un vaso con agua, estirar las piernas y respirar un poco de aire fresco, te darán una perspectiva nueva.

Establece límites.

Cuando termines el trabajo del día realiza una actividad que te distraiga y aléjate del celular por lo menos durante una hora; evita pensar en el trabajo.

Delega tareas.

No tienes que hacerlo todo, si la carga de trabajo es excesiva encarga algunas labores a alguien más; aquí aplica el más vale calidad que cantidad.

Y a ti, ¿te estresa el trabajo?