Una de las principales “razones” que dan muchos hombres para no utilizar preservativo es que “reduce el placer.” Un estudio realizado en la Universidad de Indiana, publicado en Journal of Sexual Medicine, tira ese mito concluyendo que el goce sexual tiene que ver antes con otros factores que con el preservativo o condón. 

Para realizar la investigación se hizo un seguimiento a más de 1800 hombres de 26 años de edad en promedio, que llevaron un diario en el que registraron detalles de sus relaciones sexuales. Los resultados arrojados señalaron que los que obtuvieron mayor placer, lo relacionaban a la estimulación manual y al sexo oral así como a la duración y al nivel de erección alcanzado. Los voluntarios que obtuvieron mejores puntuaciones, se sentían cómodos con el uso del preservativo.

No debemos negar que muchos hombres sienten distinto, pero no necesariamente tiene que ser peor.  Si un hombre está sugestionado negativamente con el condón es más probable que sienta menos placer, no por el condón en sí sino por el hecho de que se sugestiona pensando que va  tener menos placer.

Un tip que te puede funcionar si eres uno de ellos, pon lubricante en la punta de tu glande antes de poner el condón, el contacto directo con el lubricante gustará.

En el mercado existen diversos tipos de condones que se ajustan a las necesidades de cada usuario. Experimentar con diferentes marcas y tipos así como tener una comunicación asertiva con la pareja para utilizar el profiláctico adecuado que tampoco interfiera con su placer, es importante para asegurar una relación sexual satisfactoria y protegida.

En muchas ocasiones, el problema no es el preservativo si no el no saber usarlo. Aquí te van algunos tips para la correcta colocación de un condón:

  • No lo guardes en la bolsa trasera del pantalón ni en la cartera.
  • Abre cuidadosamente la envoltura para evitar que se rompa o se dañe
  • Asegúrate que el anillo enrollado se encuentre hacia afuera como en la siguiente imagen
  • Aprieta la punta del condón para que no quede aire en el interior y colócalo sobre el pene erecto
  • Sujeta la punta mientras lo desenrollas hasta que llegue a la base del pene

Una vez que hayas eyaculado, retira el pene sujetando la base del condón para evitar que se escurra el semen. Hazlo mientras el pene aún se encuentre erecto. Recuerda que luego de la eyaculación el pene se pone flácido así que entre más rápido mejor.

Es importante utilizar preservativo también durante el sexo oral y anal así como revisar la fecha de caducidad y el buen estado general del mismo. Si notas algo raro es mucho mejor que compres otro antes de utilizarlo. Tu salud es tu responsabilidad.