Bien, si has llegado hasta aquí, ¡he logrado llamar tu atención!, lo que quiero explicar o recordar es la actitud imprescindible para una buena relación sexual. Olvidamos cosas tan básicas como la naturalidad y la tranquilidad pero somos capaces de leer el Kama Sutra de cabo a rabo, obsesionarnos con las medidas o hacer toda clase de cosas insólitas.

¿Recuerdas?, llega el día de ese concierto tan esperado, ¡por fin va a tocar para ti tu ídolo!, llevabas esperando este momento una eternidad, llega el excitante momento en que sale al escenario, empieza a tocar y ya no piensas, no ves ni sientes nada que no sea su música. Sales feliz, te encantó y se nota que a tu ídolo también, ¡salió a darlo todo!. No cabe duda, si vuelve a tu ciudad, repites.

¡Esa es la Actitud! Trasládala a tu primera “actuación” en pareja o con una nueva pareja.

Imagínate que vas a un esperado concierto pensando que puede que no te guste, con miedo a que te duelan los oídos o que tu entusiasmo de fan no este a la altura de los demás, ¿a que no? y si el rock star sale pensando que va a decepcionar y no va a estar a la altura, ¡apaga y vámonos!.

Consejo Sencillo pero Potente:

“Céntrate en disfrutar y olvídate de todo lo demás”

¿Nervios por complacer a tu pareja? . Los justos o la cosa puede irse de las manos y generarte tal ansiedad que la excitación sexual llega a desaparecer y ¡adiós concierto!. Rompe con la inseguridad sexual yapúntate a la autoestima sexual.

Stop a las preocupaciones más habitualestu disfrute depende mucho de dónde tengas la cabeza:

  • Por tu aspecto: preocuparte por si hay celulitis o el tamaño de tus bubis.
  • Por si le gustará lo que haces: realmente no os conocéis sexualmente pero para eso se necesita tiempo y que tu pareja te cuente qué le gusta, no eres responsable único del placer de tu pareja.
  • Por si estarás a la altura: aquí se engloban las relacionadas con erección, duración, tamaño y orgasmo. ¿Un posible antídoto ?, saber que la mayoría de las mujeres no alcanzan el orgasmo con la simple penetración, necesitan la estimulación del conjunto clitorial, bien por ellas mismas o por su pareja, para llegar al orgasmo. ¡Relax!
  • Por si hay un embarazo no deseado o enfermedad de transmisión sexual; este punto que debe quedar resuelto y claro tomando las medidas necesarias antes de y no durante.

No se trata de ser egoísta, las necesidades sexuales de tu pareja son importantes, sino de deshacerse de inseguridades que te generan ansiedad y boicotean el momento. Ya hagas o  te hagan, se trata deconcentrarte en tus sensaciones y no preocuparte por las suyas, centrarte en disfrutar tú en lugar de preocuparte de si el otro estará o no disfrutando. Sé independiente sexualdisfruta y comprobarás que eso satisface mayormente a tu pareja que si practicas la complacencia sexual. La misma conexión del rock star y su público, verlo disfrutar retroalimenta su entusiasmo. A tu pareja sexual le ocurre lo mismo,necesita verte disfrutar.