Una de las técnicas inseparables de la comunicación eficaz, es saber escuchar y aunque a todo el mundo le parece obvio también es casi seguro que has «escuchado» por ahí la famosa frase:

Sigue leyendo…