Una de las primeras señales de la excitación sexual femenina es la lubricación de la vagina. En un proceso llamado vasocongestión, los labios de la vagina y el clítoris se

Sigue leyendo…