A lo largo de la historia, pocas frutas han sido tan relevantes como la manzana. En la mitología celta, representaba la fertilidad; en la germánica, la inmortalidad. Para los griegos era el fruto de la discordia que

Sigue leyendo…